Moda primavera-verano 2015

Según se vayan pasando los efectos del frío y las lluvias invernales, ¡se producirá una vuelta a los años 70! Porque esa es la época que marcará la temporada primavera-verano de este 2015.

Aunque yo creo que el normcore aún no está listo para marcharse, aquí van, resumidamente y sin parafernalias, las claves de la nueva temporada.

Prendas:

Veremos vaporosos vestidos de gasa estampados, pantalones de campana (pero sin desterrar el resto de cortes), prendas de crochet, faldas de todos los largos (mini, midi y maxi), bermudas, pantalones crop (unos 10 centímetros por encima del tobillo), blusas de estilo romántico, monos y kimonos.

Prendas primavera-verano 2015

Calzado:

Plataformas, alpargatas, zuecos retro de tacón ancho y sandalias romanas de tiras que ascienden por la pierna.

Calzado primavera-verano 2015

Colores:

El blanco toma el protagonismo como total look, el verde militar no nos abandona, el azul se presenta marino o tejano y aparece el naranja caldera (el “butano” de toda la vida) para dar alegría a la temporada.

Colores primavera-verano 2015

Estampados:

No pueden faltar los estampados florales, pero habrá otros muy diversos: rayas, cuadritos vichy, étnicos, asiáticos y también patchwork o mezcla de estampados.

Estampados primavera-verano 2015

Materiales:

El tejido estrella de la temporada es, sin lugar a dudas, el denim. Pisan fuerte la piel y el ante, que en ocasiones aparecerá troquelado o acompañado de flecos.

Materiales primavera-verano 2015

No me disgusta nada lo que viene para esta temporada, porque puedo reutilizar muchas prendas que ya tenía. ¡Primavera, te estamos esperando!

Tendencias otoño-invierno 2014/15

Llega septiembre y, con él, las clases y los cursos (matrículas, material nuevo, madrugones), la nueva temporada televisiva, las entregas por fascículos… Y también el momento de ver qué nos proponen las nuevas colecciones de moda para las próximas estaciones del año.

La inspiración:

Los décadas 60 y 70, el art déco de los años 20, una tendencia futurista pero retro y la estética de cuento. (Haz click en la imagen para verla en todo su esplendor.)

inspiraciones

Las prendas:

Vuelven los pantalones de campana, se puede llevar chándal sin ir al gimnasio, vienen los abrigos largos para no coger frío ni en los tobillos y prendas con capuchas para mantener calentitas las ideas. También ponchos, chalecos, y capas.

prendas

Los colores:

Color topo, grises, granates, verde militar, mostaza, el otoñal marrón y el inevitable negro; pero también tonos vivos y colores degradados.

colores

Los estampados:

Animal print, tribal, estampado digital, efecto tatuaje, rosas, cuadros escoceses, mariposas

estampados

Los materiales:

Para conservar el calor se recurre al cuero, al pelo (incluído el de borreguillo y el astracán), al punto, a la lana y a los acolchados. Las cremalleras se erigen como elemento decorativo.

materiales

Los accesorios:

Los que me parecen más reseñables y divertidos son los pendientes que suben por la oreja o ear cuffs y los pendientes solitarios.

accesorios

El calzado:

Los pies se protegen esta temporada con botines de tacón cuadrado bajo o botines stiletto (punta estrecha, tacón alto y fino). También vienen los zapatitos de tacones finos y muy bajos; que no me gustan nada, I’m sorry. Lo que sí me gusta es el calzado inspirado en el trekking (es decir, botines de montaña con cordón), los mocasines y las zapatillas de plataforma. Las más atrevidas podrán llevar botas de tacón con caña alta.

calzado

No me entusiasma demasiado la moda de esta temporada otoño-onvierno (salvo los vestidos más oníricos de Dolce & Gabbana y los de Valentino), pero sí que estoy deseando que llegue el frío ya. ¿Y tú?

 

 

Donostia Fashion Film Festival

Este fin de semana, mientras el ordenador transcodificaba archivos para mi Trabajo Fin de Máster, me fui a la primera edición del Donostia San Sebastián Fashion Film Festival. Fueron dos días; dos sesiones que tuvieron lugar en el Teatro Principal de la Calle Mayor en lo viejo por la tarde-noche.

En la sesión inaugural gratuita del viernes, se proyectaron unas cuantas piezas del fotógrafo de moda Joseph Cardo (tenéis abajo el vídeo que más me gustó de los elegidos en el festival); para luego visionar un documental de Canal+, uno de los patrocinadores del evento, en el que se pretendía explicar qué es eso del fashion film, un formato que poco a poco va cobrando mayor relevancia y al que cada vez se le dedican más festivales por el mundo.

En el documental, que podéis ver aquí, aparecen una serie de expertos que nos van contando qué hay detrás de un fashion film y sus propias experiencias en rodajes, intercalado con ejemplos como el dirigido por Roman Polanski “Prada. A therapy”, protagonizado por Sir Ben Kingsley y Helena Bonham Carter, o piezas de Sofia Coppola, Jean-Jacques Annaud y Guy Ritchie entre otros muchos.

En definitiva, ¿qué es un fashion film o película de moda? Pues una pieza audiovisual corta que, en lugar de venderte algo diciéndote “tienes que comprar este producto porque es el mejor de todos y lo necesitas”, va un poco más allá. El fashion film es un amalgama entre publicidad, cortometraje, videoclip, videoarte, etc. que te cuenta una historia, te muestra una actitud, un sentimiento… de la manera más exuberante posible y siendo fiel al espíritu de la marca a la que representa. Además es una obra que bebe del cine, de la fotografía, del arte y, por supuesto, de la moda; en la que muchas veces se dan cita grandes nombres (directores/as, actores, actrices, modelos, fotógraf@s, deportistas, etcétera). El fin de estas películas es mayormente Internet, porque ya no es suficiente con los spots de televisión y la publicidad en papel; pero también los festivales como el ya internacional Berlin Fashion Film Festival.

El sábado, último día del festival en Donosti, dio comienzo con la sección Begiradak, de miradas a otros festivales a través de obras premiadas. La proyección que más me emocionó fue una de la marca Hispanitas. Quizá porque mi abuelo, que en paz descanse, fue zapatero. Os la dejo aquí para que la podáis disfrutar vosotr@s también.

Después le tocó el turno a la sección Fashion Films made in Euskadi, con la presencia de realizadores vascos que explicaron un poco sus obras. Acto seguido se repartió el premio Kutxa Kultur de 1.000€ a un fashion film hecho durante un workshop en la misma semana y, por último, subió al escenario la directora alemana de fashion films Marie Schuller, de la que pudimos ver siete piezas; perturbadoras pero interesantes formalmente.

Por si os habéis quedado con ganas de ver más fashion films, he creado una lista de reproducción en YouTube a la que podéis acceder desde aquí y que irá creciendo a medida que descubra más ejemplos. Si conocéis alguno que se deba incorporar, me encantaría que me lo dejaseis en los comentarios. ¡Gracias y espero que os guste!